• Amaro

Luciana Tori


Conoci a Luciana una noche antes de la boda de Alessandra Bayeto, quien es una de sus mejores amigas, entre varias copas, risas y mucha emoción. Mientras conversábamos de “nuestras bodas ideales”, así de pronto ella me mira y me dice con la más absoluta seguridad “cuando yo me case, tú me vas a hacer el vestido” y yo con ojos vidriosos solo asentí diciendo, cuando tu quieras...


Poco más de un año después el momento llegó. Por supuesto con la claridad que caracteriza a Luciana, llegó a la primera reunión y me dijo “yo soy súper clásica, soy súper romántica, quiero ser una Princesa”. Así que eso hicimos, no podíamos dejar de aprovechar su altura, figura y porte, su dulce sonrisa y ojos tiernos.



Pero no hay Princesa sin ser precedida por una reina! La mamá de Luchi es uno de estos personajes que no pueden pasar desapercibido maria julia es una mujer guapísima, elegante, social y activa al 1000%, osea Luchi lo que se hereda no se hurta... solo tenía una leve complicación, se recuperaba de una operación de cáncer de mama y las pruebas coincidían con algunas quimios, hablamos mucho del proceso, lo conocía por que mi mamá había pasado por lo mismo hace poco, así que sabía que se necesitaba escuchar.

Maria Julia vino a casi todas las pruebas con ánimo fuerte y gran sonrisa, una de nuestra reuniones favoritas fue cuando me llamo para decirme que quería que le diseñemos su vestido también. Tuvimos esta gran reunión con Luciana y llego con un nuevo look cabello corto, recién crecido y ojos bien marcados ¡Con rimel y delineador! La vi y le dije "me encanta" pareces actriz de novela de Brasil. Siempre cuidada, bajo la mirada de Luchi quien, para variar también tenía una idea clara de como quería que se vea su mamá el día de su boda.

El proceso fue tan divertido como emotivo, un momento feliz porque me permitió evidenciar como un acto tan simple con una celebración, sirve como aliciente en momentos duros o complejos, y ver como una persona "prueba a prueba" va recuperando un poco de esa confianza que se van con las quimios.

Luchi usó un vestido enormemente clásico, sobrio, de cintura estrecha y gran falda de tul con encajes de Bruselas recortados a mano y bordados en cristal, con un sutil cinturón con detalles en Murano.



Luciana y Maria Julia espero que la hayan pasado tan bien como yo en todo esto y les agradezco por dejarme ser parte también.

Este es el post de Luciana y se que con la seguridad y generosidad que la caracteriza no dudará en compartirlo feliz con su mamá, quien cumplió años hace unos días ¡más regia que nunca!

Feliz Boda, feliz día, feliz vida, feliz todo, ¡sigamos celebrando!

Gracias a Carolina Indacochea MAKE UP ARTIST por un bello maquillaje Y a Tahuano Bodas por un registro tan bacán!

12 vistas

NOVIAS

"El punto de partida para hacer un vestido de novia es... la novia"

y las mías son las más cheveres, acompañame a conocerlas